Cumbe Internacional Antiimperialista de Africanos y Afrodesdencientes

International Anti-Imperialist Cumbe of African and Afro-Descendent People

Este artículo es una traducción de esta declaración de el cumbe publicada anteriormente.

La siguiente resolución fue desarrollada y votada por delegados africanos del continente y la diáspora en la Conferencia Mundial contra el Imperialismo celebrada en Caracas, Venezuela, del 22 al 24 de enero de 2020.

ESTRUCTURA

Desde Venezuela, un país que se encuentra en la ofensiva antiimperialista y de resistencia a las múltiples agresiones del imperialismo estadounidense, de conformidad con los acuerdos del 25º Foro de Sao Paulo, celebrado en julio de 2019, el Congreso Internacional de Afrodescendientes se celebró en noviembre de ese mismo año, en el marco del 248 aniversario del asesinato del cimarrón afrovenezolano Guillermo Ribas, líder del Cumbe de Ocoyta (1768-1771), (1) un gobierno autónomo que puso a prueba el poder colonial de la época.

A este congreso asistieron 147 líderes de partidos y movimientos de izquierda y progresistas de 50 países así como 200 delegados nacionales de ascendencia africana de diferentes estados de Venezuela. El debate de un día distribuido en 4 grupos de trabajo dio como resultado una serie de acuerdos aprobados por el presidente constitucional de la República, Nicolás Maduro Moros; entre éstos se encuentra la constitución del Cumbe Internacional Antiimperialista de Afrodescendientes y Africanos y la creación del Centro Internacional de Formación e Investigación sobre afrodescendientes y africanos Sur-Sur (2), adscrito al Cumbe International, para promover la educación político-ideológica.

La agresión imperialista organizada y financiada desde los centros de poder con toda su maquinaria de guerra tecnológica y no convencional, necesita una respuesta de resistencia organizada por los pueblos que sufren los ataques causados por las injusticias del sistema capitalista. Por ello, cada una de las diferentes reuniones sectoriales del Foro de Sao Paulo (2019), ha organizado su respuesta. Depende de los afrodescendientes asumir su propia responsabilidad.

El injusto orden internacional que nació a fines del siglo XV, caracterizado por un sistema económico-comercial desigual que tuvo su epicentro en Europa occidental, se edificó sobre el exterminio, la sumisión y el expolio de los pueblos originarios de América y de la población africana. Indudablemente, la historia de la humanidad no registra en sus anales un genocidio de tales dimensiones. Así lo reconoció la “Tercera Conferencia Mundial contra el Racismo y la Discriminación Racial” que se celebró en 2001 en Durban, Sudáfrica.

El neoliberalismo es parte del proyecto de dominación global que busca perpetuar la colonialidad del poder sintetizado en la hegemonía estadounidense; a través de la industria cultural del capitalismo, éste ejecuta un acto conmemorativo contra los pueblos del mundo, que tiene como objetivo “justificar” el saqueo de la riqueza de los pueblos, el sometimiento de las mujeres, la dominación de los pueblos nativos de África y su diáspora, todo ello basado en la supuesta superioridad de unos sobre otros. Como dijo el hermano Malcolm X: “No hay capitalismo sin racismo”.

El racismo es inherente a los golpes de estado, a la violencia política, a las medidas coercitivas unilaterales, a los bloqueos económicos y financieros, a las amenazas de intervención militar, a las bases militares y a la presión diplomática en América Latina , El Caribe, África y Asia, lo que conduce al desplazamiento de las poblaciones afrodescendientes , al exterminio racial, al aumento de la xenofobia, a la intolerancia, la racialización de la justicia, la trata de personas y a los delitos de odio.

La acción organizada de los afrodescendientes ha permitido denunciar el genocidio cometido por Europa, ha reforzado la lucha para superar el racismo estructural y, con el apoyo de los gobiernos progresistas, ha presentado ante diferentes organismos multilaterales la justa demanda de reparaciones por la esclavitud y el colonialismo para las personas afrodescendientes y africanas.

El Cumbe Internacional Antiimperialista Afrodescendiente y Africano, forma parte de la corriente histórica del panafricanismo radical iniciada en el siglo XX, con la Conferencia de Bandung (1955), la creación de la Organización de Estados Africanos (OUA – 1963) y la Organización de Solidaridad de los Pueblos de África, Asia y América Latina (OSPAAAL), creado en Cuba en (1966). Estos esfuerzos de alianzas y luchas contra un enemigo común, recuperaron fuerza geopolítica, en primer lugar por la resistencia de los pueblos de África, Asia y de las Américas que se mantuvieron con dignidad a tiempo a pesar del bloqueo y las guerras, manteniendo firmemente su autodeterminación e internacionalismo solidario. En segundo lugar aparece la corriente promovida por Fidel Castro y Hugo Chávez Frías, comenzando con la creación del ALBA, Petrocaribe, Unasur, ASA y Celac, sin la intervención de viejos y nuevos colonialistas.

En Venezuela, lugar de nacimiento del Libertador Simón Bolívar y del cimarronaje contra el imperialismo, nació el Cumbe Internacional Antiimperialista Afrodescendiente y Africano tal como había previsto el presidente Chávez, cuando expresó la necesidad de contribuir a una articulación antiimperialista entre los afrodescendientes de las Américas y El Caribe en el año 2005, en el Congreso Internacional de Afrodescendientes y Transformación Revolucionaria, donde expresó lo siguiente: “Más allá de Venezuela estoy pensando en la integración de América Latina, de esta Afroamérica que está dispersa por todas estas tierras, por todas estas aguas, y con Cuba hemos avanzado en ese trabajo, y también con Jamaica y el Caribe Oriental”.

En Nuestra América y según los datos de la CEPAL,(3) somos aproximadamente doscientos millones de personas de ascendencia africana, que en la primera década del siglo XXI contribuyeron a cambiar el mapa geopolítico. Chávez desde su visión tricontinental, en su última carta pública de carácter geopolítico enviada a la Cumbre África-América del Sur expresaba lo siguiente:

“Los imperios del pasado, culpables del secuestro y asesinato de millones de hijas e hijos de la África madre, con el fin de alimentar un sistema de explotación esclavista en sus colonias, sembraron en Nuestra América sangre africana guerrera y combativa, que ardía por el fuego que produce el deseo de libertad. Esa siembra germinó, y nuestra tierra parió hombres de la altura de Toussaint Louverture, Alexandre Pétion, José Leonardo Chirino, Pedro Camejo, entre muchos otros, dando como resultado, hace más de 200 años, el inicio de un proceso independentista, unionista, antiimperialista y restaurador en la América latina y Caribeña.”(4) – Hugo Chavez

El Cumbe Internacional Antiimperialista, Afrodescendiente y Africano tiene la misión de vincular y articular las organizaciones antiimperialistas afrodescendientes y africanas, a fin de definir proyectos colectivos, para dar seguimiento a los acuerdos del Encuentro Mundial contra el Imperialismo que estamos celebrando, para promover la paz, para luchar contra el racismo del neoliberalismo y contra cualquier tipo de discriminación. El Cumbe se inspira en la identidad, la solidaridad, la igualdad, el respeto, el reconocimiento de la pluralidad, la independencia, la dignidad y la fraternidad entre los pueblos.

Centro Internacional de Formación e Investigación sobre los Afro Descendientes y la diáspora de Africa Sur-Sur

La creación de conocimientos, así como la dinámica de la geopolítica mundial, especialmente de los países imperialistas y las propuestas de los países soberanos, es hoy en día uno de los puntos cruciales, ya sea para la dominación o para la liberación. El planeta se encuentra en una encrucijada crítica como nunca antes se había encontrado. El imperialismo actualmente invierte miles de millones de dólares en un proceso continuo de investigación para el control del comportamiento humano, la recolonización, la alienación, la deslocalización territorial, la inteligencia artificial que ha aumentado la pérdida de soberanía de amplios sectores de nuestros pueblos, haciéndolos sentir que el mundo es uno solo y global bajo el lema del “American Way of Life”.

La creación del Centro Internacional de Formación e Investigación sobre Afrodescendientes y la diáspora de África Sur-Sur, tiene como uno de sus fines estratégicos, además de la historia crítica, la identidad y la diversidad cultural antihegemónica de los pueblos de ascendencia africana, africanos y de la diáspora en general, analizar y organizar las diversas estrategias de dominación del imperio hacia los pueblos africanos, afrodescendientes y la diáspora.

El Centro tendrá un carácter de capacitación, creando una comunidad de conocimiento afro-epistemológico, tecnológico y antineoliberal, tanto en África como en la Diáspora en la perspectiva Sur-Sur. Como dijo Mwalimu (el maestro) Julyus Nyerere “El desarrollo individual es un proceso que permite a los seres humanos usar su potencial, adquirir confianza en sí mismos y llevar una vida de dignidad y realización personal. Es un proceso que libera a las personas del temor a las privaciones y la explotación”.

El Centro Internacional de Formación e Investigación sobre Afrodescendientes y la diáspora de África Sur-Sur, tendrá su sede en Caracas y estará vinculado a centros de investigación para la revolución del conocimiento de una nueva humanidad en construcción permanente con centros hermanos en la República Bolivariana de Venezuela, África, la diáspora africana en Europa, así como en toda nuestra América (América del Sur, América Central, el Caribe, los Estados Unidos y Canadá).

PLAN DE ACCION

  • Poner en práctica formalmente la estructura organizativa mundial del Cumbe International de Afrodescendientes y Africanos en el marco del Encuentro Mundial contra el Imperialismo.
  • Avanzar en la articulación del Centro Internacional de Formación e Investigación sobre Africanos y Afrodescendientes con los diferentes institutos y centros que forman parte del Cumbe International a través de una carta de intenciones.
  • Reunión de juristas internacionales sobre el tema de las Reparaciones del 21 al 24 de marzo.
  • Firma de un acuerdo entre el Cumbe Internacional y las siguientes instituciones académicas: el Instituto Venezolano de Investigación Científica (IVIC), la Universidad Nacional Experimental de las Artes (UNEARTE) y el Centro de Estudios Internacionales para la Descolonización, en el marco de la clausura del Seminario Internacional sobre Reparaciones del 31 de enero de 2020.
  • Creación de una Biblioteca Panafricanista en Venezuela, que funcionará en la sede del Cumbe, en cooperación con las organizaciones del Cumbe y de la editorial Wanafrica.
  • Celebrar la primera reunión de Subsecretarios Regionales, en el marco del Congreso Panafricanista previsto para mayo de 2020 en Venezuela.
  • Creación de una red de comunicación de afrodescendientes y africanos que nos permita articular, conocer y difundir nuestras realidades, desde la plataforma del Cumbe (sitio web, radio y televisión), vinculada a su vez con la red de comunicadores.

Notas de la traductora.-

(1) Los cumbes, al igual que los quilombos en Brasil o palenques en Cuba y en el resto de América Latina, fueron experiencias libertarias convivenciales, no sólo entre africanos y afrodescendientes, sino con indígenas y europeos marginados del sistema colonial. Una experiencia histórica fue el Cumbe de Ocoyta y el Cumbe Taguaza en Barlovento, estado Miranda a finales del siglo XVII, dirigido el primero por el cimarrón Guillermo Ribas, y el segundo por Miguel Gerónimo Guacamaya. Quienes compartieron ese modelo participativo de los cumbes, lograron ocupar un territorio definido por un sistema de subsistencia productiva agrícola-pesquera, comunicación (acuático y terrestre) y unas normas sociales de reparto de las riquezas con un sentido de equidad. https://www.alainet.org/es/active/76874  Cumbe… comuna comuna cumbe.

En América, se llamó cimarrón a los esclavos rebeldes, algunos de ellos fugitivos, que llevaban una vida de libertad en rincones apartados denominados palenques o quilombos. Para ver más sobre el término: https://books.openedition.org/cemca/1624?lang=es.

(2) La cooperación Sur-Sur es un término utilizado históricamente por los responsables políticos y académicos para describir el intercambio de recursos, tecnología y conocimiento entre los países en vías de desarrollo, también conocidos como países del Sur Global .https://en.wikipedia.org/wiki/South%E2%80%93South_cooperation

(3) CEPAL: Comisión Económica para América Latina y el Caribe es el organismo dependiente de la Organización de las Naciones Unidas, responsable de promover el desarrollo económico y social de la región.

(4) Se ha transcrito literalmente el texto original en español que pertenece a la carta de Hugo Chavez a la que se hace referencia. También se han transcrito literalmente en un párrafo anterior las palabras de Chavez tomadas de un texto que las recoge.

Madrid 17 Marzo 2020

Traducido por Nuria Blanco de Andres